Jennifer Lawrence, protagonista de “La casa de al lado”

Lawrence viene de protagonizar la exitosa “Los Juegos del Hambre”, de la que se preparan dos secuelas, pero saltó a la fama con el notable western “Lazos de Sangre” que le valió una nominación al Oscar a Mejor Actriz en el 2011.

A ese éxito le siguieron “Los juegos del hambre” y su participación en el filme “X-Men: Primera generación”, que también le augura participación en otros filmes basados en los comics.

En “La casa de al lado”, dirigida por el británico Mark Tonderai, Lawrence es Elissa que llega con su madre Sarah, encarnada por la hermosa Elisabeth Shue, a un pequeño suburbio de Chicago.

El barrio al que se mudan les descubre un terrible pasado cuando ambas se enteran que en la casa vecina, años atrás, en un conocido incidente, una pequeña niña psicótica asesinó a sus padres.

En la casa sigue viviendo Ryan, hermano de la niña, y Elissa traba una amistad con él a pesar de que todo el barrio le advierte que se trata de un muchacho muy oscuro y problemático.

Sobre este filme, Lawrence charló con Télam:

-¿Por qué aceptaste filmar esta película, qué te atrajo de la historia?

-Lo que me atrajo, en realidad, fue que siempre nos decimos, unos a otros, `escucha tus instintos, déjate llevar por tus instintos`. En cierto modo, así es como vamos por la vida, con esta especie de intuición dentro de nosotros. Al mismo tiempo, tememos que ese instinto no sea el acertado. ¿Qué pasa si uno se aventura, dejándose llevar por sus instintos y confía en alguien, pero, al final, descubre que estaba equivocado?

-¿Qué pensaste la primera vez que leiste el guión?

-Mientras leía el guión, los personajes tenían tantos giros que no sabía en quién confiar ya que sí sabía que no podía confiar en este hombre. Pero, entonces, si ella confía en él, uno también empieza a confiar en él. Pero luego comenzaba a preguntarme si podía confiar en ella, porque ella no debería haber confiado en él en primer lugar. Así, a medida que iba leyendo, la pregunta recurrente era, ¿quién tiene razón? Y lo interesante del guión es que, en realidad, nadie tiene razón. Uno se lo pregunta durante toda la película.

¿Podés contar algo de la trama del filme?

-Elissa y su madre acaban de mudarse de Chicago a este pequeño pueblo y tienen un nuevo vecino, Ryan, con quien Elissa simpatiza, mientras que su madre quiere que se mantenga alejada de él. Todos, en cierto modo, le advierten que se mantenga alejada de él, pero ella siente pena por él, piensa que los demás están equivocados y le da una oportunidad.

¿Por qué razón todos le temen a ese personaje?

-Todos le temen a Ryan debido a que su hermana y sus padres fueron asesinados. Es el único que sobrevivió. Vive en la casa donde se produjeron los asesinatos y creo que todos piensan que eso es algo extraño, y es por eso que todos sienten curiosidad por él.

-¿La película tiene un importante enfoque psicológico?

-Sí, hay muchos elementos en esta película. Están estos personajes por quienes uno siente mucha curiosidad y con quienes uno simpatiza o detesta al mismo tiempo. Estos tienen tantos giros que uno se involucra con la historia. Pero, al mismo tiempo, uno empieza a asustarse con la historia. La película envuelve a uno en un torbellino de confusión acerca de qué siente por quién y juega con el temor de cada uno de si se puede confiar en sí mismo en tomar la decisión correcta; o si se puede o no confiar en lo que uno intuye acerca de la gente.

-¿Te gustan las películas de horror?

-Sí, me encantan las películas de horror. Me encantan los shows de miedo, como, por ejemplo, `Celebrity Ghost Story`, que se supone que no es atemorizante, pero a mí me aterra terriblemente. No debería mirar películas de terror ya que mi imaginación se descontrola y quedo asustada durante meses y grito y corro como loca del baño a la cama como si alguien me estuviera persiguiendo. Me encantan las películas de miedo, pero tengo que hacer un esfuerzo de no mirarlas porque me afecta terriblemente y me enloquezco.

¿Cuando estás filmando, pensás como va a reaccionar el público ante la película?

-Pensar en la reacción del público, a veces, ayuda. Uno está haciendo una película para un público, por lo tanto, es importante pensar en él. Sin embargo, hay una delgada línea porque luego resulta en que uno está haciendo las cosas para él, probando por ellos, sin darles ningún crédito. Entonces, considero que es un equilibrio equitativo, ciertas cosas las haríamos pensando, bueno, eso lo podemos mejorar después. De esta manera, esto colocará al público aquí y, luego, aquí.

-¿Qué esperás que el filme genere en el público?

-Espero que se asuste y que se entusiasme. Con suerte, la próxima vez que estén a punto de seguir sus instintos, lo considerarán. Las películas pueden lograr muchas cosas en nosotros. Espero que ésta entusiasme a la gente, que le agraden los personajes, que le guste nuestra historia y que se aterre.

Fuente: Télam, Noticias Hispanas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *