Elementary es una serie muy original a pesar de su fracaso en audiencia

Elemental
La razón por la que CBS renueva ‘Elementary’ a pesar de ser un fracaso de audiencia es un misterio que tiene explicación

El Sherlock Holmes y la Joan Watson neoyorquinos de Elementary llevan todo el verano resolviendo casos en su sexta temporada. Justo en los meses en que las series estadounidenses se van de vacaciones, la pareja de detectives ocupa un hueco en la parrilla de la cadena CBS. A pesar de quedar relegada a los meses de julio y agosto, el programa logra cada temporada salvarse de la cancelación, mientras otros con audiencias más elevadas desaparecen de las pantallas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La serie protagonizada por Jonny Lee Miller y Lucy Liu recurre a temas actuales para construir sus tramas episódicas: las consecuencias de la gentrificación y de los apartamentos vacacionales en el centro de su ciudad o los peligros del big data. El misterio de por qué se mantiene en antena siendo el drama menos seguido de su cadena también es propio de ese retrato generacional que ha trazado en los 138 episodios emitidos hasta el momento.

La solución al enigma se llama globalización y fragmentación de los contenidos; son los dos asesinos del esquema televisivo tal y como lo conocíamos hasta ahora. Elementary tiene una sólida base de seguidores en las cadenas locales estadounidenses, que emiten la serie en otro horario, y también en los países extranjeros.

En España, por ejemplo, ha pasado por una cadena en abierto (Cuatro), una TDT (Divinity), un canal por suscripción (Calle 13) y puede verse en Netflix. El beneficio que reciben sus creadores por la venta de derechos de emisión en todo tipo de plataformas y mercados es mucho mayor del esperado: unos 75 millones de euros por temporada. Hollywood ya no es el centro del universo del entretenimiento. En el cine ocurre lo mismo.

En los últimos años, se han aprobado secuelas de películas de acción como Pacific Rim y Warcraft a pesar de haber fracasado en la taquilla de Estados Unidos. Sin haberlo planeado, sus productores han terminado rodando películas para el espectador asiático. Por eso, si la próxima temporada de La casa de papel tiene un toque mucho más internacional solo nos quedará pensar una cosa: elemental.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *