Daniel Day-Lewis y otros actores que se retiraron de la actuación


Daniel Day-Lewis, de 60 años, anunció su retirada este miércoles.
Daniel Day-Lewis y otras 9 estrellas de Hollywood que abandonaron sus carreras de actores

Daniel Day-Lewis sorprendió a Hollywood este miércoles al anunciar que se retiraba de la actuación.
A fines de este año se lanzará la última película protagonizada por él, Phantom Thread, dirigida por Paul Thomas Anderson y basada en la industria de la moda londinense en los años 50.

El británico de 60 años aseguró que, cuando termine de promover la película, “no trabajará más como actor”.

Daniel Day-Lewis, ganador de un récord de 3 premios Oscar por papeles protagónicos, anuncia su retiro de la actuación
Quizás en un futuro algún proyecto cinematográfico consiga tentarlo y vuelva a lucirse delante de cámaras, como lo hizo en My Left Foot (1989), There Will Be Blood (2007) y Lincoln (2012), películas por las cuales obtuvo un récord de 3 premios Oscar a mejor actor protagonista.

Pero por ahora, Day-Lewis ingresó a la lista de actores que abandonaron sus carreras actorales. Aquí les presentamos otras 9 estrellas de Hollywood que se retiraron de la profesión.

Cameron Diaz


Puede que no lo hayas notado, pero Cameron Diaz no participa de una película desde “Annie” (2014) y no tiene ningún proyecto cinematográfico en camino.

Hace un par de semanas, la estadounidense que alcanzó el estrellato con Loco por Mary (1998) explicó por qué se ha mantenido alejada de los focos.

“De repente pensé: ‘No sé quién soy’, lo cual es algo difícil de enfrentar. Sentí la necesidad de convertirme en una persona completa”, dijo en el evento Goop Wellness Summit, organizado por la actriz y amiga personal de Diaz, Gwyneth Paltrow.

Desde su alejamiento de la actuación, Diaz, de 44 años, publicó dos libros: The Body Book (“El libro del cuerpo”), un manual sobre salud y ejercicio, y The Longevity Book (“El libro de la longevidad”), sobre el arte y la ciencia de envejecer.

En 2015 se casó con el cantante Benji Madden de la banda de rock Good Charlotte.
Sean Connery


Sean Connery, el actor escocés mundialmente famoso por sus papeles como el agente James Bond, abandonó la actuación tras el rodaje de “La liga extraordinaria”, en 2003.

No obstante, Connery no confirmó su retiro oficialmente hasta 2006, cuando recibió un premio a la trayectoria del Instituto Estadounidense de Cine.

Según su amigo y también actor Michael Caine, Connery no se retiró, sino que la industria lo retiró a él.

El actor que supo ser votado como el hombre más sexy del siglo XX, “no quería interpretar roles pequeños de hombres viejos y nadie le estaba ofreciendo papeles protagónicos románticos de hombre joven”, bromeó Caine.

Desde su jubilación, el actor de 86 años pasa sus días jugando tenis y golf.
Rick Moranis


El actor canadiense Rick Moranis alcanzó la fama en Hollywood tras su participación en éxitos de taquilla de los años 80 como la saga “Los cazafantasmas” (1984 y 1989) y “Querida, encogí a los niños” (1989).

Pero, tras la muerte de su esposa por cáncer en 1991, comenzó a aceptar cada vez menos papeles hasta que finalmente se retiró por completo de la actuación en 1997 para concentrarse en la crianza de sus hijos.

“Soy un padre solo y me di cuenta que es demasiado difícil criar a mis hijos y hacer la cantidad de viajes que exige la producción de películas”, dijo al periódico estadounidense USA Today en 2005.

“Así que me tomé un recreíto. Y el pequeño recreo se convirtió en uno largo, y luego me di cuenta que no extrañaba la actuación”, agregó.

Shirley Temple

Shirley Temple es un ícono de los niños actores: en 1935 recibió un premio Oscar especial por su contribución al cine. Tenía tan sólo 7 años.

Sin embargo, a medida que fue creciendo, el atractivo que la convirtió en una estrella infantil declinó y terminó retirándose de la actuación en 1950, con 22 años.

Temple volvió a ser noticia a fines de la década de 1960, cuando adquirió notoriedad como política y diplomática. En 1989 se convirtió en la embajadora de Estados Unidos en Checoslovaquia.

Continuó trabajando en temas sociales, por ejemplo en Naciones Unidas, hasta que murió en 2014, a los 85 años.
Jack Gleeson


Al interpretar al rey Joffrey Baratheon en la exitosa serie Game of Thrones (“Juego de tronos”), Jack Gleeson dio vida a uno de los personajes televisivos más odiados de los últimos años.

Pero, tras la muerte de su personaje en la tercera temporada (2014), el actor irlandés de 25 años decidió también matar su carrera actoral.

“Actúo desde que tengo 8 años”, dijo a la revista Entertainment Weekly. “Simplemente dejé de disfrutarlo tanto como antes… Hasta ahora era algo que hacía para entretenerme con mis amigos o durante el verano para divertirme”.

“Cuando haces algo para ganarte la vida, tu relación con esa tarea cambia. No es que odie actuar, sino que no es lo que quiero hacer”, agregó.

Desde entonces, Gleeson se dedicó a estudiar filosofía y teología en el Instituto Trinitario de Dublín, aunque ha vuelto a actuar en obras de teatro menores en Reino Unido.
Amanda Bynes

Amanda Bynes se convirtió en una estrella durante su adolescencia e incluso llegó a tener su propio programa televisivo, The Amanda Show, emitido por el canal infantil Nickelodeon.

También protagonizó éxitos cinematográficos adolescentes como “Lo que una chica quiere” (2003) y “Una chica en apuros” (2006).

Su último papel como actriz fue en 2010, el mismo año en que escribió en su cuenta de Twitter: “Si ya no amo algo, dejo de hacerlo. Ya no amo actuar, así que lo abandoné”.

Desde entonces, sus apariciones mediáticas han estado marcadas por escándalos, debido a problemas con las autoridades por manejar con alcohol en sangre y por abuso en el consumo de sustancias.

Sin embargo, la estadounidense de 31 años dio una entrevista recientemente diciendo que lleva 3 años sobria y que quiere volver a actuar.
Greta Garbo


“Quiero estar sola”, dijo Greta Garbo en “Gran hotel” (1932). Pero su famosa frase cinematográfica terminó trascendiendo la gran pantalla.
La actriz sueca era una de las estrellas más enigmáticas de Hollywood en los años 30. Desesperada por cuidar de su privacidad, Garbo nunca dio entrevistas, firmó autógrafos ni concurrió a los estrenos de sus películas.
Abandonó la actuación cuando tenía 36 años, diciendo que estaba “cansada de Hollywood”, y que “quería vivir otra vida”.
Su retiro temprano y consiguiente reclusión hasta su muerte en 1990, a los 84 años, hizo que Garbo se mantuviera eternamente joven en la mente de los espectadores.
Gene Hackman


Luego de cinco décadas de trayectoria y dos premios Oscar por “Contacto en Francia” (1971) y “Los imperdonables” (1992), Gene Hackman anunció en 2004 su retiro de la actuación durante el programa televisivo del presentador Larry King.

Cuatro años después, en una entrevista con la agencia de noticias Reuters, el actor estadounidense reconoció que, si bien extrañaba la actuación, ya no quería dedicarse a ello.

“Esta industria es muy estresante para mí. Tienes que hacer sacrificios para filmar películas y llegué a un punto en que ya no quería hacerlos más”, dijo.

Desde que se retiró, ha escrito tres novelas.
Doris Day

Doris Day era una de las máximas celebridades en los años 60 gracias a su doble carrera como actriz y cantante en películas como “Las calamidades de Jane” (1953), “Problemas de alcoba” (1959) y “Apártate, cariño” (1963).

Su última película fue en 1968 y, luego de un breve pasaje televisivo, anunció que abandonaba la actuación en 1975.
Desde entonces y hasta la actualidad, con 95 años, se dedica a defender el bienestar animal a través de la Fundación Animal Doris Day, que fundó en 1978.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *