Curiosidades de la película de Spielberg Saving Private Ryan

Curiosidades de la película de Spielberg Saving Private Ryan

La idea para el filme se le ocurrió a Robert Rodat, autor del guión, tras contemplar un monumento dedicado a la Guerra de Secesión norteamericana, en la que aparecían 8 miembros de una misma familia.

Curiosamente hubo una historia parecida durante la Segunda Guerra Mundial, la de los cuatro hermanos Niland, de Tonawanda, Nueva York, de los que sobrevivieron dos, aunque durante un tiempo se creyó que sólo había sobrevivido uno.


La escena del desembarco en Normandía, con la que comienza la película, fue elegida por los lectores de la revista Empire como la “mejor escena de batalla de todos los tiempos”, y fue colocada en el puesto número uno de los “50 grandes momentos de la historia del cine”, por la revista TV Guide.


La escena del desembarco tiene una duración de 20 minutos, contó con la participación de 1.500 extras y un costo de 12 millones de dólares.

La mayor parte de las escenas del desembarco se filmaron en la playa Ballinesker, en Irlanda, y de Irlanda también son la treintena de personas amputadas que aparecen en esta parte de la película.

Las escenas de combate en Rescatando al soldado Ryan fueron tan realistas que algunos veteranos del día D se salieron de las salas de cine durante las escenas de desembarco. Afirmaron luego que eran las escenas de combate más realistas que habían visto en el cine.

Para hacer que la playa tuviera un tono rojo por la sangre de los soldados, se utilizaron 40 barriles de sangre falsa.

Los dos soldados alemanes que matan cuando están tomando los bunkers y se están rindiendo, no eran alemanes y lo que estaban diciendo antes de los disparos era: “¡Por favor, no me dispare, no soy alemán, soy checo, no he matado a nadie”.

Los alemanes reclutaron checos de manera forzada para engrosar sus tropas y eran denominados Batallones del Este.

Todo el grupo de actores principales, con excepción de Matt Damon, debió participar en un entrenamiento militar de diez días, antes de comenzar la filmación.

Spielberg escogió a Matt Damon para el papel de Ryan porque quería un rostro americano poco conocido por el público estadounidense, pero justamente ese año Damon ganó el Oscar por Good Will Hunting.

Matt Damon improvisó el relato en el que cuenta como vio a su hermano ligando con una chica en el granero. El discurso que da es inconexo y no es ni interesante ni particularmente divertido sin embargo eso es lo que hace que funcione porque explica a la perfección quién es Ryan; un chico normal empujado a ser el centro de una gran operación. Steven Spielberg estuvo de acuerdo y la escena se mantuvo.

Rescatando al soldado Ryan fue la última película en ganar el Oscar por mejor edición que no fue editada digitalmente.

Antes de que Tom Hanks se hiciera con el papel del capitán John Miller e iniciara la operación para rescatar a Ryan, Harrison Ford, y Mel Gibson estuvieron tentados de hacerse con el papel.
Steven Spielberg mandó escribir el papel de Caparzo para Vin Diesel tras verle en la película ‘STRAYS’ que es también su debut como director, guionista y productor.
Vin Diesel cobró 100.000 dólares por su interpretación en la película, una gran suma teniendo en cuenta que era un auténtico desconocido.

 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *