Trump critica a Harley-Davidson y la amenaza


Trump arremete contra Harley-Davidson: Si se van, pagarán “más impuestos que nunca”
El presidente afirma que si la compañía de motos traslada parte de la producción de EE UU, “será el principio de fin”

Donald Trump y el CEO de Harley-Davidson, Matthew Levatich, en febrero de 2017 en la Casa Blanca.
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha respondido con dureza al fabricante de motos Harley-Davidson. El mandatario ha afirmado que si la compañía traslada parte de la producción fuera del país, “será el principio del fin”. “¡El aura se irá y se les cobrará más impuestos que nunca!”, ha asegurado este martes en Twitter. Sus declaraciones llegan después de que la corporación anunciara que se veía obligada a transferir parte de la producción fuera de EE UU para “aliviar” el efecto del impuesto aduanero europeo.

Harley-Davidson anunció este lunes que trasladaría parte de la producción pero no ha especificado hacia dónde ni cómo afectará a EE UU. Lo único que ha indicado es que el cambio tardará en completarse entre nueve y 18 meses. “No es nuestra preferencia”, ha insistido, “pero es la opción para preservar la viabilidad del negocio en Europa”. Actualmente tiene fábricas en York (Pensilvania), Kansas City (Missouri) y Menomonee Falls (Wisconsin). Las operaciones fuera del país están en Australia, Brasil, India y Tailandia.


Donald J. Trump
@realDonaldTrump
A Harley-Davidson should never be built in another country-never! Their employees and customers are already very angry at them. If they move, watch, it will be the beginning of the end – they surrendered, they quit! The Aura will be gone and they will be taxed like never before!
8:17 – 26 jun. 2018

“Una Harley-Davidson nunca debería ser fabricada en otro país, ¡nunca! Sus empleados y clientes están ya muy enfadados con ellos. Si se mudan, miren, será el principio del fin, ¡se han rendido, se han dado por vencidos!”, ha tuiteado Trump. Antes, ya había desvinculado la decisión de la corporación con el asunto arancelario. “A principios de este año, Harley-Davidson dijo que trasladarían gran parte de las operaciones de su planta de Kansas City a Tailandia. Eso fue mucho antes de que se anunciaran las tarifas. Por lo tanto, solo están usando las tarifas / guerra arancelaria como excusa. Muestra cuán desequilibrado e injusto es el comercio, pero lo arreglaremos”, aseguró el presidente.

“Estamos logrando que otros países reduzcan y eliminen los aranceles y las barreras comerciales que se han usado injustamente durante años contra nuestros agricultores, trabajadores y empresas. Estamos abriendo mercados cerrados y expandiendo nuestra huella. ¡Deben jugar limpio o pagarán aranceles!”, se quejó Trump. “Cuando me reuní con responsables de Harley-Davidson en la Casa Blanca, los regañé sobre los aranceles en otros países, como India, donde eran demasiado altos. Las empresas ahora vuelven a EE UU. ¡Harley debe saber que no podrá
volver a EE UU sin pagar un gran impuesto!”, añadió.

Trump ha puesto precisamente a Harley-Davidson como ejemplo del daño que hacía la competencia desleal en el comercio. Es una de sus corporaciones preferidas, por eso no ha dudado en cuestionar los motivos del anuncio. Llegó a recibir incluso a los ejecutivos de la compañía cuando no llevaba ni dos semanas en la Casa Blanca.

Pero al fabricante de motos no le afecta solo el arancel europeo. También necesita acero y aluminio en su proceso de producción. La decisión de la compañía va justo en sentido opuesto de lo que proclama Trump, y se convierte en el más claro ejemplo de los daños colaterales del enfrentamiento comercial que se libra a ambas orillas del Atlántico. La Unión Europea activó el pasado viernes un arancel especial a una lista de productos importados desde Estados Unidos por valor de 3.200 millones de dólares anuales, que incluyen desde zumo de naranja, cacahuetes y ropa, hasta barcos. La respuesta europea está diseñada para “equilibrar” la situación creada por el arancel del 25% a las importaciones de acero en EE UU y del 10% al aluminio. El elenco de bienes seleccionado es, además, políticamente muy sensible para los distritos en los que los republicanos se la juegan en las próximas elecciones legislativas en noviembre, donde se juegan la mitad
de los asientos en el Congreso. El arancel europeo, según Harley, “tendrá un efecto inmediato” en su negocio.

Para el caso concreto de sus motocicletas, el arancel se eleva del 6% al 31%. Eso, en la práctica, encarece el precio de cada Harley- Davidson en una media de 2.200 dólares. Pero el fabricante de Milwaukee (Wisconsin), una de las marcas que encaja con el mensaje “América Primero” del presidente, no quiere pasar ese sobrecoste al consumidor. En este sentido, adelanta a los inversores un sobrecoste de entre 90 millones y 100 millones por el impacto de los aranceles.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *