Ante la inasistencia de muchos, Trump cancela visita de los Eagles a la Casa Blanca


Trump cancela la visita de los Philadelphia Eagles a la Casa Blanca

La visita a la Casa Blanca del último campeón de la Super Bowl, Philadelphia Eagles, ha sido cancelada debido a la controversia sobre el himno nacional en los partidos de la NFL, anunció el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, este lunes.

“Los Philadelphia Eagles no pueden venir a la Casa Blanca con su equipo completo a celebrar mañana”, dijo Trump en un comunicado. “Ellos no están de acuerdo con el presidente porque él insiste en que ellos deben estar orgullosos de permanecer de pie durante el himno nacional, mano en el pecho, para honrar a los grandes hombres y mujeres de nuestros cuerpos militares y las personas de nuestro país. Los Eagles querían enviar a una delegación más pequeña, pero los 1.000 fanáticos que iban a asistir al evento merecen algo mejor”.

Receptor de los Eagles asegura que no asistiría a una celebración con Trump

Es un movimiento sin precedentes de Trump. El ganador de la NBA, Golden State Warrions, declinó una invitación del presidente para visitar la Casa Blanca tras ganar la competición en 2017, pero los presidentes tradicionalmente han honrado a los ganadores de las competiciones con invitaciones. Los jugadores también han rechazado dichas invitaciones en el pasado. Por ejemplo, el arquero de los Boston Bruins, Tim Thomas, declinó visitar la Casa Blanca en 2012 por desacuerdos con las políticas del presidente Barack Obama.

El presidente suele invitar a los campeones de los principales deportes profesionales y universitarios a la Casa Blanca para una visita como parte de sus celebraciones de la victoria.

El mes pasado, la NFL anunció que pediría a los atletas estar de pie durante el himno nacional en respuesta a los jugadores que se arrodillaron como protesta por lo que muchos describen como la opresión sistemática contra personas negras, incluida la ejercida por la Policía.

El movimiento fue iniciado por Colin Kaepernick, exjugador de los San Francisco 49ers. Atrajo la atención nacional por negarse a pararse durante “The Star-Spangled Banner” antes de la patada de salida.

“No me voy a levantar para mostrar orgullo por la bandera de un país que oprime a las personas negras”, dijo Kaepernick a NFL Media en agosto de 2016.

10:31 ET (14:31 GMT) 5 junio, 2018

Lo más importante
El presidente de EE.UU. canceló el evento de celebración con el campeón del Super Bowl porque muchos jugadores no iban a asistir. El presidente aseguró que no iban por la controversia en torno al himno nacional en los partidos de la NFLSin embargo, un jugador del equipo dijo que ese tema no se habló en las reuniones en las que se debatió sobre la asistencia al evento.
(CNN) – La visita a la Casa Blanca del último campeón de la Super Bowl, Philadelphia Eagles, ha sido cancelada debido a la controversia sobre el himno nacional en los partidos de la NFL, anunció el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, este lunes.

“Los Philadelphia Eagles no pueden venir a la Casa Blanca con su equipo completo a celebrar mañana”, dijo Trump en un comunicado. “Ellos no están de acuerdo con el presidente porque él insiste en que ellos deben estar orgullosos de permanecer de pie durante el himno nacional, mano en el pecho, para honrar a los grandes hombres y mujeres de nuestros cuerpos militares y las personas de nuestro país. Los Eagles querían enviar a una delegación más pequeña, pero los 1.000 fanáticos que iban a asistir al evento merecen algo mejor”.

Receptor de los Eagles asegura que no asistiría a una celebración con Trump

Es un movimiento sin precedentes de Trump. El ganador de la NBA, Golden State Warrions, declinó una invitación del presidente para visitar la Casa Blanca tras ganar la competición en 2017, pero los presidentes tradicionalmente han honrado a los ganadores de las competiciones con invitaciones. Los jugadores también han rechazado dichas invitaciones en el pasado. Por ejemplo, el arquero de los Boston Bruins, Tim Thomas, declinó visitar la Casa Blanca en 2012 por desacuerdos con las políticas del presidente Barack Obama.

El presidente suele invitar a los campeones de los principales deportes profesionales y universitarios a la Casa Blanca para una visita como parte de sus celebraciones de la victoria.

El mes pasado, la NFL anunció que pediría a los atletas estar de pie durante el himno nacional en respuesta a los jugadores que se arrodillaron como protesta por lo que muchos describen como la opresión sistemática contra personas negras, incluida la ejercida por la Policía.

El movimiento fue iniciado por Colin Kaepernick, exjugador de los San Francisco 49ers. Atrajo la atención nacional por negarse a pararse durante “The Star-Spangled Banner” antes de la patada de salida.

“No me voy a levantar para mostrar orgullo por la bandera de un país que oprime a las personas negras”, dijo Kaepernick a NFL Media en agosto de 2016.

Los Eagles de Filadelfia ganan la Super Bowl en febrero de 2018.
Trump ha criticado en repetidas ocasiones a los jugadores por no haber apoyado el himno y ha llegado al extremo de decir que los dueños de los equipos deberían despedir jugadores por no hacerlo.

La nueva política de la NFL brinda a los jugadores la opción de permanecer en el vestuario durante la reproducción del himno si no desean cumplirla.

Más tarde, Trump tuiteó: “El equipo de los Philadelphia Eagles fue invitado a la Casa Blanca. Desafortunadamente, solo un pequeño número de jugadores decidió venir, y cancelamos el evento. Permanecer en los vestuarios durante la reproducción de nuestro himno nacional es una falta de respeto a nuestro país. ¡Lo siento!.” Los Eagles no se han quedado en el vestuario como un medio para protestar contra el himno.

Donald J. Trump
@realDonaldTrump
The Philadelphia Eagles Football Team was invited to the White House. Unfortunately, only a small number of players decided to come, and we canceled the event. Staying in the Locker Room for the playing of our National Anthem is as disrespectful to our country as kneeling.
Sorry!
22:55 – 4 jun. 2018
Algunos jugadores de los Eagles de Filadelfia no aceptan la invitación de Trump a la Casa Blanca

Los jugadores de los Eagles son algunos de los más destacados activistas por la justicia social en la NFL, y muchos jugadores formaron parte en las protestas durante el himno en las pasadas dos temporadas. Algunos jugadores del equipo no participaron en las ceremonias de apertura como protesta contra Trump, sus políticas y sus críticas sobre los jugadores que eligen arrodillarse durante el himno.

Los Eagles fueron originalmente invitados a la Casa Blanca después de ganar el Super Bowl de febrero contra los New England Patriots. Fue el primer campeonato de Super Bowl en la historia de la franquicia.

En respuesta al anuncio de Trump, el exreceptor de los Eagles, Torrey Smith, quien fue miembro del equipo durante el campeonato y fue cambiado durante la temporada, calificó el movimiento como “un acto cobarde”.

“Muchas mentiras vibrando en mi cabeza. Aquí algunos hechos: 1. No mucha gente iba a ir. 2. Nadie renunció a ir simplemente porque Trump “insiste” en que mis colegas estén de pie durante el himno. 3. El presidente continúa enviando una falsa narrativa sobre que los jugadores están en contra de los militares”, dijo en un tuit.

Torrey Smith
@TorreySmithWR
So many lies smh
Here are some facts
1. Not many people were going to go
2. No one refused to go simply because Trump “insists” folks stand for the anthem 3. The President continues to spread the false narrative that players are anti military
19:48 – 4 jun. 2018

Smith continuó: “Hay mucha gente en el equipo y tienen ideas diferentes. Los hombres y mujeres que querían ir deberían poder hacerlo. Es un acto cobarde cancelar la celebración porque la mayoría de la gente no quiere verte. Hacerlo por el himno es estúpido”.

Torrey Smith
✔@TorreySmithWR
There are a lot of people on the team that have plenty of different views. The men and women that wanted to go should’ve been able to go. It’s a cowardly act to cancel the celebration because the majority of the people don’t want to see you. To make it about the anthem is foolish
19:58 – 4 jun. 2018

Un jugador que habló con CNN dijo que el equipo tuvo varias reuniones para discutir la invitación a la Casa Blanca. No muchos jugadores querían ir, dijo el jugador. “El número fue bajo”, aseguró.

Pero el tema sobre el que Trump llamó la atención (jugadores arrodillados durante el himno nacional) no era una de las principales preocupaciones del equipo. El jugador dijo que el tema nunca se mencionó en las reuniones.

Otra fuente de la NFL dijo que ninguno de los jugadores de los Eagles que ganaron el Super Bowl se arrodillaron durante el himno en la temporada regular: uno de ellos lo hizo en la presentación, pero fue descartado antes de que la temporada empezara. Malcolm Jenkins, defensor, levantó el puño durante el himno en protesta por la injusticia racial antes de algunos partidos, pero dejó de hacerlo cuando la NFL prometió hacer una donación de 100 millones de dólares a varias organizaciones benéficas en noviembre.

El senador Bob Casey, demócrata de Pensilvania, dijo que se saltaría el evento en la Casa Blanca, y en su lugar invitó al equipo a hacer una visita al Congreso.

El alcalde de Filadelfia, Jim Kenney, emitió un comunicado en el que dijo que la decisión de Trump “demuestra que nuestro presidente no es un verdadero patriota”.

Trump dijo en la declaración del lunes que los fanáticos aún son bienvenidos a participar en un “tipo diferente de ceremonia”.

Aseguró que asistirá a la ceremonia junto a la Banda de la Marina de Estados Unidos y el Coro del Ejército de Estados Unidos a las 3:00 p.m. del martes para “celebrar a EE.UU.”

 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *