Trump se piensa que puede estar por encima de ley

La presidencia de Trump: ¿por encima de la ley?

Donald Trump y sus abogados están apostando por una visión de una presidencia todopoderosa que no descansa en una audaz e impactante defensa de sus actos relacionados con la investigación sobre Rusia ya compartida con el fiscal especial Robert Mueller.

Las afirmaciones hechas por el exabogado de Trump John Dowd y por Jay Skulow, que sigue en su equipo, en una carta a Mueller recién dada a conocer, hablan sobre una definición integral de la autoridad presidencial para explicar por qué Trump no debería enfrentarse a cargos legales por sus acciones, incluyendo el despido del exdirector del FBI James Comey.

¿Por qué los medios no acusan a Trump de mentir?

La carta, sobre la que una fuente contó a CNN que Trump la había revisado y aprobado antes de enviarla en enero, incluye la advertencia: “Por supuesto, el presidente de Estados Unidos no está por encima de la ley”, pero después hace ciertos argumentos que implican que, de hecho, exactamente lo está.

Un tuit de Trump el lunes por la mañana aumentará las preocupaciones de que el comandante en jefe cree que no tiene que responder ante la ley y que podría terminar con la investigación de Mueller o escapar de las consecuencias si la investigación descubre una supuesta colusión entre la campaña de Trump y Rusia o que el presidente obstruyó la justicia.

“Como lo han afirmado numerosos juristas, tengo el derecho absoluto de INDULTARME a mí mismo, pero ¿por qué iba a hacer eso cuando no he hecho nada malo? Mientras tanto, ¡la caza de brujas interminable, dirigida por 13 demócratas muy enfadados y en conflicto (y otros) continúa de cara a las elecciones de medio término!” Trump escribió.

Donald J. Trump
@realDonaldTrump
As has been stated by numerous legal scholars, I have the absolute right to PARDON myself, but why would I do that when I have done nothing wrong? In the meantime, the never ending Witch Hunt, led by 13 very Angry and Conflicted Democrats (& others) continues into the mid-terms!
8:35 – 4 jun. 2018

Los comentarios del abogado principal de Trump, Rudy Giuliani, el domingo, sobre la cuestión de si Trump podría autoindultarse al final de la investigación y la imposibilidad de que el presidente sea acusado también sugieren una descarada interpretación del alcance del poder presidencial.

Los desarrollos del domingo consolidan una tendencia evidente desde que Trump ingresó a la Casa Blanca: su noción de que el poder presidencial es amplio y sin restricciones. En sus palabras y acciones, Trump ha mostrado poca paciencia con las normas y costumbres no escritas que han actuado para limitar la autoridad de su cargo en los últimos dos siglos.

De manera implícita, la carta, publicada por The New York Times el sábado, argumenta que el presidente tiene derecho a cerrar una investigación sobre su propia conducta y a indultar a sus asesores acusados de acciones criminales mientras evita las consecuencias para sí mismo.

“Creo que esos argumentos legales son extremos y son realmente ridículos”, dijo Renato Mariotti, exfiscal federal, a Ana Cabrera de CNN.

“La razón por la que nunca se tomaron estas posiciones es porque están muy fuera de la corriente principal”, agregó. “Estas son visiones peligrosas”.

Solo en los últimos días, Trump ha ofrecido reiteradas pruebas de su voluntad de reclamar y ejercer un amplio poder presidencial.

La semana pasada, Trump indultó al comentarista conservador Dinesh D’Souza después de saltarse el proceso de indulto que normalmente es gestionado por el Departamento de Justicia.
¿Se merecen estas personas el indulto presidencial de Trump?

La interpretación extraordinariamente amplia de la autoridad presidencial en la carta plantea la cuestión de las motivaciones de los
abogados de Trump.

“Asumo que es parte de una estrategia para que, cuando realmente actúen, actuarán un poco por debajo de esas afirmaciones para que la gente se sienta aliviada de que el presidente no se perdone a sí mismo”, dijo el analista político de CNN David Gergen, un exasesor de presidentes demócratas y republicanos. “Pero al mismo tiempo, él puede hacer lo que realmente quiere hacer y eso es perdonar a varias
personas para que no cambien de postura”.

Los argumentos de los abogados de Trump probablemente también estén motivados por el objetivo a largo plazo de evitarle al presidente la odisea de testificar bajo juramento, un escenario que muchos de sus aliados creen que sería un desastre dada su tendencia a no decir la verdad.

Afirmación indignante
La audacia de la presentación de los abogados también puede estar calculada para convencer a Mueller de no montar un esfuerzo legal para forzar el testimonio del presidente, una lucha que podría agregar meses a su investigación.

Pero es cuestionable si un tribunal aceptaría muchas de las posiciones en la carta, que se caracteriza más por la defensa que por los precedentes legales demostrados.

Por ejemplo, los abogados argumentan en una discusión sobe el caso del exasesor de seguridad nacional despedido Michael Flynn y el posterior despido de Comey que un presidente, por definición, no puede obstruir la justicia dada su posición como máxima autoridad legal de la nación.

“Las acciones del presidente aquí, en virtud de su posición como el principal agente de la ley, no constituían obstrucción legal o constitucional porque eso equivaldría a obstruirse a sí mismo, y que podría, si lo deseaba, terminar la investigación, o incluso hacer ejercicio su poder para perdonarse a sí mismo si así lo deseara”, argumentó la carta.

Tal afirmación audaz del poder presidencial es muy controvertida.

“Es un reclamo indignante, está mal”, dijo el exgobernador de Nueva Jersey Chris Christie, quien es un aliado de Trump y exabogado.

Nuevos aranceles de Trump, ¿afectan más a los productores o a los consumidores?

Muchos expertos en derecho discuten la idea de que un presidente no puede obstruir la justicia. Si bien Trump sí tenía la autoridad para despedir a Comey, la pregunta es si tenía intenciones corruptas al hacerlo: la cuestión central es la investigación de obstrucción de Mueller.

“Impeachment autoejecutable”
La decisión de Guiliani de incluso discutir la noción de que el presidente podría autoindultarse también provocó una tormenta.

Dijo en “This Week” que Trump “probablemente” tiene el poder para autoindultarse, pero insistió en que no lo haría y reconoció las problemáticas ramificaciones políticas de tal acción.

Preet Bharara, el exfiscal del Distrito Sur de Nueva York que fue despedido por Trump, advirtió en “State of the Union” de CNN que tal medida equivaldría a una “moción de juicio político autoejecutable”.

Esta no es la primera vez que la idea de que un presidente se indulte a sí mismo ha sido sometida a discusión.

El expresidente Richard Nixon dio pasos para analizar la cuestión durante el escándalo del Watergate solo para ser a su propio Departamento de Justicia advertirle de que no podía hacerlo sobre la base de que “nadie puede ser juez en su propio caso”.

Nixon resumió su punto de vista, que se refleja en los abogados de Trump en su carta a Mueller, al decirle a David Frost después de que
asumiera el cargo: “Cuando el presidente lo hace, eso significa que no es ilegal”.Giuliani también adelantó el caso de que Trump podría escapar a las sanciones por cualquier acción que tome como presidente al decirle a HuffPost que Trump hipotéticamente podría haberle “disparado” a Comey en el despacho oval para terminar la investigación de Rusia y no enfrentar un procesamiento por ello mientras esté en el cargo.

Trump y Mueller, perfectos opuestos, se acercan a la hora de la verdad

El exalcalde de Nueva York estaba haciendo un punto más amplio de que el remedio adecuado para la maldad presidencial es el procedimiento de impugnación constitucionalmente provisto.

“Si le disparaba a James Comey, sería puesto en juicio político al día siguiente”, dijo Giuliani a HuffPost. “Hazle un juicio político, y luego puedes hacer lo que quieras”.

Giuliani no devolvió inmediatamente la solicitud de CNN para hacer comentarios sobre su declaración.

En 2000, la Oficina del Asesor Jurídico del Departamento de Justicia emitió un memorando que concluía que el trabajo del presidente es tan importante que tiene inmunidad efectiva para ser acusado y procesado penalmente mientras está en el cargo. El Tribunal Supremo, sin embargo, no ha resuelto definitivamente la cuestión.

Por eso ha destacado Trump, por ser el personaje más repudiado del año

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *