Cataluña tiene más autonomía que Escocia y Quebec

CATALUÑA, QUEBEC, ESCOCIA: ¿QUÉ TERRITORIOS TIENEN MÁS AUTONOMÍA?
La comparativa del autogobierno catalán con el de otras regiones en el mundo arroja un balance positivo, aun siendo mejorable

La pregunta “¿qué nivel de autonomía tiene Cataluña en comparación con otros territorios del mundo?” solo cabe dar una respuesta: muy alto, pero aun así ampliable en algunos aspectos. Esta conclusión deriva del trabajo de un grupo de investigadores que ha analizado en qué medida disfrutan de autogobierno 185 entidades territoriales de 81 países. Las analizadas son regiones de todo tipo: desde dependencias y divisiones territoriales sin apenas entidad política a áreas con grados altos de autogobierno. Valoran los expertos no solo si la región es responsable de muchas competencias y puede legislar sobre ellas de manera autónoma, sino también cuáles son y cómo se eligen sus organismos de Gobierno, y qué poder de decisión tienen en materia de impuestos y préstamos. Además, el estudio no solo mide las potestades que tiene una región dentro de su propio territorio, sino también su poder de influir en las decisiones del Estado al que pertenece.

¿Qué niveles de autogobierno tienen las regiones estudiadas?

Vista en términos generales, porque luego el estudio se detiene a analizar potestades concretas, Cataluña está en el nivel más alto de autonomía. Se mide en el análisis hasta qué punto una región es realmente autónoma o simplemente fruto de una descentralización del Estado. La comunidad catalana cuenta con una Administración propia, de propósito general y autónoma del Estado.

Cómo leer los gráficos. Las dos infografías inferiores clasifican las entidades territoriales en los niveles determinados por el estudio. En cuanto al nivel de autonomía, Cataluña aparece en el grupo superior, en el que se incluyen 45 entidades y que conlleva un mayor poder de decisión. No es el más numeroso, pues el nivel intermedio cuenta con 96, entre las que se incluyen las provincias españolas incluidas las vascas. El grupo que dispone de menor poder de decisión está formado por 43 entidades, como los Estados de Venezuela.

Cataluña comparte nivel con el resto de comunidades autónomas españolas, que gozan de un autogobierno entre los más altos del mundo. Otros ejemplos de descentralización en ese punto son el de Quebec, los Estados de EE UU, los länder austriacos y alemanes, Escocia o Flandes, según el análisis. Las comunidades españolas están por encima de las regiones de muchos países europeos.

Analizadas en cuanto a amplitud de sus competencias, Cataluña y el resto de comunidades españolas se sitúan en el segundo mayor nivel de los cuatro de la escala, el que reúne las regiones con competencias económicas, educativas o sociales. Ahí se ubican también Flandes o los Estados norteamericanos. Un escalón por encima quedan los cantones suizos, los Estados australianos o Quebec, que además de las anteriores tienen potestades en materia de inmigración o ciudadanía.

¿Cuáles son y cómo se eligen las principales instituciones de autogobierno?

Disfrutar de autonomía no siempre implica contar con instituciones elegidas directamente, pero Cataluña también puntúa muy alto en ese aspecto, al igual que el resto de comunidades autónomas españolas. El estudio mide qué regiones cuentan con Legislativo y Ejecutivo propio, y si se escogen directamente (en el caso del Ejecutivo, incluye en un mismo nivel las entidades que lo eligen en elección directa o a través de una asamblea).
La comunidad catalana cuenta con una asamblea, el Parlament, elegida directamente en elecciones, y un Ejecutivo, el Govern, nombrado por esa Cámara. Este esquema es, por lo demás, el más habitual en entidades regionales en el mundo (concurre en otras 100 regiones y tipo de región de las 185 analizadas
CÓMO SE HIZO EL ESTUDIO
Cataluña, Quebec, Escocia: ¿qué territorios tienen más autonomía?
El análisis compara las legislaciones de los 185 territorios para crear un índice de autoridad regional (RAI en sus siglas inglesas) que analiza la potestad de la región sobre el territorio que ocupa y también su poder de influencia en el Estado por dos vías: la multilateral (la que ejerce por ser una región más, al igual que otras) y la bilateral (la que ejerce en virtud de un reconocimiento especial de sus singularidades y a diferencia de otras regiones de su Estado). Para este artículo se ha utilizado la evaluación de los marcos legales de las regiones más reciente del estudio, de 2010. El libro que recoge los resultados se publicó el año pasado.

El estudio analiza también España, donde estudia las provincias, las comunidades autónomas y, entre ellas, por sus particulares potestades en algunos aspectos, dedica epígrafes específicos a Cataluña, País Vasco, Navarra y Galicia. Andalucía no se distingue del conjunto de comunidades autónomas en la última ronda del estudio, aunque cuenta con algunas atribuciones que igualan las de otras comunidades históricas.

El análisis incluye en una única categoría todas las entidades que comparten un mismo nivel de competencias dentro de un país. Por ejemplo, los departamentos franceses o los länder alemanes se analizan en un grupo genérico (es decir, hay un enunciado general para “departamentos de Francia” y “länder alemanes”, no uno específico para el departamento de Pirineos Orientales o para el Land de Baviera), pero sí merecen un enunciado específico, dentro de las provincias españolas, las tres vascas, que gozan de potestades particulares en algunas materias.

Para recopilar el enorme trabajo de datos, fruto del esfuerzo de seis investigadores a partir de fuentes directas e indirectas, se ha contado también con la colaboración de expertos en varios de los 81 país analizados.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *