Alemania se suma a la acción de EE UU en Siria tras titubear

Alemania se sumó el sábado, con un día de retraso, a la declaración conjunta sobre Siria presentada el viernes en San Petersburgo por Estados Unidos y otros diez países participantes en la cumbre del G20. España, que no es miembro del Grupo pero asiste a sus reuniones en calidad de invitada, firmó desde el principio. El ministro alemán de Exteriores, el liberal Guido Westerwelle (FDP), aseguró el sábado tras un encuentro con sus 27 colegas de la Unión Europea y el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, en Vilna (Lituania) que Berlín había estado esperando que Europa asumiera una postura común para adherirse a la declaración. Los firmantes del texto del viernes pedían “una respuesta internacional firme” al uso de armas químicas por parte del ejército de Bachar el Asad en la guerra civil que se libra en siria desde hace dos años. Alemania fue el único país europeo en el G20 que se negó a participar en la declaración. Westerwelle anunció su cambio de parecer el sábado a la una de la tarde, después de retrasar su vuelo de regreso a Alemania.

El jefe de la Diplomacia alemana aseguró ante los medios que celebra “de todo corazón” que Europa haya logrado ponerse de acuerdo en Vilna. Explicó que los europeos “apuestan por un proceso político” que permita a los inspectores de Naciones Unidas presentar de forma fehaciente “el resultado de sus investigaciones”. Por eso, dijo el Ministro se puso “de acuerdo con la canciller Angela Merkel para firmar la declaración de ayer en San Petersburgo”. Dijo, además, que Europa había dejado clara a Kerry la “importancia de esperar los informes de los expertos en armas químicas” enviados a Siria por Naciones Unidas.

La agencia France Press informa sin embargo de que el secretario de Estado Kerry no llegó a prometer que la decisión de atacar o no a Siria dependa del informe de la ONU. Cita la agencia a un alto cargo de Exteriores de Washington, según el cual “Kerry aclaró que informará al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas de que varios países de la Unión Europea recomiendan que se aguarde al informe”. Según esta versión, Kerry había explicado en Vilna a sus colegas europeos que “Estados Unidos no ha decidido todavía si esperará”.

A dos semanas de las elecciones, la oposición de centroizquierda criticó a la democristiana Merkel (CDU) y a su ministro Westerwelle por los “zigzagueos” de su política internacional. La jefa de Los Verdes Claudia Roth pidió en una reunión de su partido que se consensúe una respuesta a El Asad, que consistiría en facilitar la llegada de refugiados, entablar negociaciones y aplicar sanciones al régimen de Damasco.

 

El ministro de Exteriores alemán, Guido Westerwelle, el sábado en Vilnius. / THIERRY MONASSE (EFE)

 

 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *